Ciudad Revista digital

Telefonos: 4395090 - 2615335516 - 2616598509 | Emails info@revistaciudad.com.ar - ventas@revistaciudad.com.ar - diseño@revistaciudad.com.ar

El tiempo - Tutiempo.net

Vivir en tiempos de pandemia

El COVID-19 ha quebrado a la sociedad de una manera que la mayor parte de las personas no ha visto en su vida. El hombre, ser gregario por excelencia, se encuentra ahora debiendo tomar distancia de sus vínculos familiares, amistosos, teniendo que trabajar de un modo totalmente diferente al que lo hacía o lo que es peor, privado de poder ganarse su sustento. Los niños sin escuelas, los ancianos solos,  sin poder tener el contacto con los suyos.  Un nuevo orden se ha establecido y ha llegado para quedarse por un período indeterminado.

Las calles casi vacías durante estos últimos tiempos se empiezan a llenar paulatinamente de gente que tiene que volver a transitarlas al ir flexibilizando el aislamiento preventivo, el cual no podrá durar eternamente. Y ahí se plantea el interrogante de cómo saldremos, no digamos ilesos, pero si airosos de esta situación, donde sabemos han colapsado los sistemas de salud de los países más empoderados del mundo.

La vacuna que contrarreste este virus, se ve muy lejos en el tiempo. La única forma de atravesar este escenario  adverso es siendo conscientes de las medidas de higiene y distanciamiento social,  reeducándonos para una «nueva er». La información es nuestra principal aliada.

¿Qué es lo que sabemos hasta ahora?

  • Tomar distanciamiento social

Sabemos  que el virus se propaga principalmente de persona a persona y que es posible la transmisión por contacto indirecto con superficies u objetos utilizados por la persona infectada. Por ello es indispensable mantener el distanciamiento social, en nuestro país se recomiendan 2 metros.

  • Limpiarse las manos con frecuencia

 Lavarse las manos con frecuencia con agua y jabón por al menos 20 segundos, especialmente después de haber estado en un lugar público, o después de sonarse la nariz, toser o estornudar.

Si no dispone de agua y jabón, use un desinfectante de manos que contenga al menos un 60 % de alcohol. Cubra todas las superficies de las manos y frótelas hasta que sienta que se secaron.

  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca sin haberse lavado las manos.
  • Usar tapabocas al salir del hgar

Si bien en un principio la OMS recomendaba el uso del barbijo sólo para personas infectadas, con la presencia de los portadores asintómaticos se vio la conveniencia de implementar el uso de «tapabocas» (que cumplan ciertas condiciones mínimas de seguridad) para intentar frenar los contagios, siempre haciendo la salvedad de dejar las mascarilas «profesionales» para los trabajadores de la salud y los que en primera línea de lucha contra el virus. El tapabocas para cara no reemplaza las medidas de distanciamiento social.

  • Cubrirse la boca al toser y estornudar

Si se encuentra en un ámbito privado y no tiene puesta la cubierta para la cara, recuerde siempre cubrirse la boca y la nariz con un pañuelo desechable o con la parte interna del codo al toser o estornudar. Una vez usados echar los pañuelos desechables inmediatamente a la basura. Lávese las manos inmediatamente con agua y jabón por al menos 20 segundos o con alcohol.

  • Limpiar y desinfectar su entorno ventilando los ambientes.

Limpie y desinfecte diariamente las superficies que se tocan con frecuencia . Esto incluye las mesas, las manijas de las puertas, los interruptores de luz, los mesones, las barandas, los escritorios, los teléfonos, los teclados, los inodoros, los grifos, los lavamanos y los lavaplatos.

Si las superficies están sucias, límpielas. Lávelas con agua y detergente o jabón antes de desinfectarlas.

Así deben ser las «fórmulas» de limpieza anti coronavirus:

Lavandina comercial ( común ): Colocar un pocillo de café (100 ml) en un balde con 10 litros de agua. O colocar una cuchara sopera (10 ml) de lavandina en 1 litro de agua

– Alcohol líquido: Colocar 7 partes de alcohol y 3 partes de agua en un recipiente limpio o en un rociador. Tener en cuenta que es inflamable y tiene que estar alejado del fuego, por lo que en espacios como la cocina se desaconseja su uso. Al contrario, esta solución desinfectante puede, e idealmente debe mantenerse sobre mesas de trabajo, escritorios, salas de espera y en todos los ambientes de la casa donde los integrantes compartan tiempo y espacio.

La ilusión de que los países pudieran contener el virus simultáneamente (como ocurrió con el SARS) se esfumaron, también lo va haciendo la dolorosa «inmunidad de rebaño» (contagio masivo del 70%) ya que la OMS  ha informado recientemente que sólo un número muy bajo de infectados, entre el 2% y el 3%, han desarrollado los anticuerpos necesarios para no contagiar y no ser contagiados de nuevo.

Es por ello que su director, Tedros Adhanom Ghebreyesus, advierte que reducir las restricciones no será el final de la epidemia en ningún país, recalcando  la importancia de los bloqueos, argumentando que, por ahora, es la forma más segura de contener el virus y no generar una segunda oleada de contagios. 

Los países ahora deberán asegurarse de que pueden detectar, probar, aislar y atender cada caso, y rastrear cada contacto. Nosotros como individuos, tenemos que tener la correlativa responsabilidad individual de tomar las medidas de prevención e higiene, en nuestro beneficio y en pos del bien común.

A toda esta batalla en materia sanitaria, deberán sumarse las consecuencias en materia psicológica y económica, sobre todo en los que se encuentran en situación de más vulnerabilidad…

Nuestro país ha estado acostumbrado a grandes sacudidas, ya sea políticas o económicas, golpes militares y salidas electorales, crisis económicas que nos llevaron a lo más profundo de un pozo en más de una oportunidad, hasta la vivencia impensada de transitar una guerra como fue Malvinas o haber sido blanco de hasta dos ataques terroristas.

Por ello, podemos decir que los argentinos somos más que resilientes. Este nuevo coronavirus pone a prueba otra vez nuestra capacidad de lucha y resurgimiento, pero esta vez, junto con el mundo entero.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ciudad Revista digital

Mendoza
18°
Parcialmente nublado
08:2119:01 -03
Ir arriba